31 C
Santo Domingo
lunes, marzo 4, 2024
spot_img

Cronología de los hechos: asesinato de venezolana Yenny Carolina Pérez Canelón

SANTO DOMINGO.- Michael Sosa, alias El Italiano, es el principal acusado por el Ministerio Público en la muerte de la venezolana Yenny Carolina Pérez Canelón, cuyo cuerpo fue encontrado descuartizado, con un disparo en el corazón y en un congelador.

De acuerdo a la revelación del órgano acusador en su solicitud de coerción, el cadáver de la víctima se encontró en el apartamento PH3, ubicado en el piso 1 1, edificio 39 dela torre suites By Refa, sector Piantini, Distrito Nacional, alojamiento rentado por el hoy imputado Michael Sosa a Víctor Hugo García y la plataforma Airbnb, acuerdo con fecha de caducidad hasta el día 23 del mes en curso.

El día del trágico suceso, señala que Michael Sosa fue dejado en el apartamento a las 1:51 p.m. por Bisad y/o Bizzarap (taxista de confianza). Al llegar, se desmontó del vehículo con una mochila, unas bolsas de supermercado, otra de regalo y fue auxiliado por el conductor quien subió al apartamento una maleta color negra y posteriormente se marchó.

Justo cuando el reloj marcó las 12:17 a.m. del pasado 21 de diciembre, la hoy fallecida Yenny Canelón, fue dejada en el lobby de la torre por Manuel Antonio Rosario Sancana (taxista de confianza) quien tenía la orden de recogerla una hora y media o en dos horas después, es decir a las 1:52 a.m.

Tras pasar el tiempo, alrededor de las 4:07 a.m. Manuel Rosario Sancana le envió un mensaje a la víctima en el que le cuestionaba si estaba preparada para retirarse del referido lugar para recogerla, en la interacción, la mujer le respondió: Sí. ven», a lo que este le contesta «baja que ya estoy aquí» y ella le responde «ok».

Minutos más tarde, la fallecida le vuelve a escribir al taxista de su confianza: “ven sube al piso 11”, a lo que Rosario Sancana objetó que para qué subiría. Ante eso, la joven le pidió que la recogiese media hora después y específicamente a las 4:20 a.m. la víctima le envió unos audios al taxista manifestándole: «él me pagó y me pagó bien, él quiere dar una bailadita, espérame abajo que en 20 minutos bajo».

Subsiguiente a mensaje, le envió otro audio diciendo que el imputado estaba drogado “endrogaísimo”.

Luego la víctima Yenny Carolina Pérez Canelo llamó al taxista Manuel Antonio Rosario Santana Júnior y le preguntó si había un chamo por ahí, a lo que este le responde que no había nadie; luego la víctima vuelve y le escribe como a las 4:40 a,m. diciéndole que ya Iba. Después le envía otro audio diciéndole: «el chamo que viene es pareja de alguien que me conoce y son como chismosos, pero como no estoy en bajar», narra el documento.

De acuerdo a los detalles, mientras Rosario Santana se encontraba esperando a que Yenny Carolina Pérez Canelo bajara, llegó a la torre Alex arias Lalo y/o el Chamo,por lo que le escribió a la víctima y le dijo «el Chamo está aquí y va subiendo», mensaje que no fue contestado por la víctima.

En las cámaras de seguridad de dicha torre se observa que Alex Lalo y/ o el Chamo, subió y bajó como a los 15 minutos, mientras que el Rosario Santana siguió llamándole y escribiéndole hasta las 6:10 a.m. y la víctima nunca bajó del apartamento.

Sin rastro…

En la acusación del Ministerio Público, explica que siendo las 1:40 p.m. del mismo día, el taxista Manuel Antonio Rosario Santana se comunica con Yeisy Carolina Quinto Canelo, hermana de la víctima, y le cuestiona sobre el paradero de la víctima Yenny Carolina Pérez Canelo, a lo que manifiesta que no había tenido contacto con ella y este le informa dónde la dejó.

“La joven Yeisy Carolina Quinto Canelo, hermana de la víctima, tenía conocimiento de que la víctima Yenny Carolina Pérez Canelo, se iba a ver con el imputado Michael Sosa alias El Italiano, por lo que hizo contacto con una ex novia del imputado a los fines de pedirle su número telefónico, número que no le fue proporcionado, pero la ex novia le dijo que trataría de contactar al imputado”, relata el texto.

Pasados unos minutos la exnovia le informó a la hermana que habló con el imputado Michael Sosa y este le informó que la víctima Yenny CarolinaPérez Canelo nunca había llegado a la torre.

Tras la hermana percatarse de la situación, contactó a sus amigos para que la acompañaran a la dirección donde el taxista había dejado a la víctima Yenny Carotina Pérez Canelo.

Estando en dicha torre un amigo de la joven Yeisy Quinto Canelo llama al Raso de la Policía Nacional, Raúl Alexander Almánzar Galva para que se presentará a la calle Andrés Julio Aybar sector Piantini, Distrito Nacional.

Cuando el raso Raúl Almánzar Galva llegó a la torre, decidió subir al apartamento con la hermana de la víctima señala que tuvieron un encuentro frente a frente con el agresor Michael Sosa. Al ser cuestionado sobre el paradero de la joven, este se limitó a responder “Yenny se había ido”.

La acusación, argumenta que tras el policial notar el comportamiento “nervioso” del imputado decidió informar a sus superiores y pidió refuerzos. El hombre, estaba siendo esperado afuera del lobby por un motorista que al notar la presencia policial se retiró del lugar.

Un encuentro inesperado

Inmediatamente, al ingresar al apartamento, el agente policial Raúl Alexander Almánzar Galva observó rastros de sangre en el piso y las paredes. Otro cabo de la policía, quien llegó de refuerzo, observó en la habitación lateral izquierda una maleta color negro que estaba frente a la cama con rastros de sangre y al abrirla encontró el torso de un cuerpo femenino.

Al acercarse a la escena, Yetsy Carolina Quinto Canelo, identificó dicho torso como parte del cuerpo de su hermana Yenny Carolina Pérez Canelo.

En el lugar, acudieron miembros del Ministerio Público, Policía Nacional, el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (inacif), encontrando en el refrigerador la cabeza y parte de los muslos de la víctima. Mientras que en un bulto color negro fueron encontrados los pies y en una maleta color negro el torso.

Además de esto, se ocupó tres cuchillos de diferentes dimensiones, un arma de fuego tipo pistola marca Glock modelo 45, serle no. BYYF770, color negra con verde, con un Sv/itch y un dispositivo silenciador, varias porciones de un polvo rosado presumiblemente Tussi, una caja de pastillas de Diazepam, un proyectil de arma de fuego, un juego de esposas marca Street Wise, una mochila color negro marca Guess conteniendo en su interior una soga, color verde de aproximadamente 246 pulgadas.

También se encontró un cintillo de navidad color rojo y unas zapatillas de mujer color marrón, ambas pertenecientes a la víctima Yenny Carolina Pérez Canelo.

Ante la acción, el Ministerio Público acusa a Míchael Sosa alias El Italiano de premeditar el asesinato de la víctima.

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

+ POPULARES

COMENTARIOS RECIENTES